Seguro que, un peluche como este, no lo encuentras en ningún lado, más que nada porque este tipo de peluches es casero, es decir, que está hecho por una persona que puedes ser tú mismo. Se trata de un peluche que puedes construir siguiendo los patrones que te ofrecen en la página web de manualidades.

Con esos patrones puedes crear tanto la gallina como los pollitos e incluso el gallo para que tengas la familia al completo. Personalmente yo añadiría algún diseño de huevo para que tengas unos pollitos salidos del juego y otros sin salir.

Para hacer estos peluches lo primero es conseguir tela de peluche que encontrarás en las tiendas de telas (no es difícil encontrarlas aunque si pueden salirte caras). Después no tienes más que seguir las instrucciones que te brindan y también tu propia intuición.

Vía: Manualidades